Don José

Como dije hace algunos días, ya tenía un buen rato que no veía a Don José. Siempre fue un buen cliente y un hombre optimista, incluso en los tiempos de cuando nos hicimos cuates y que le estaba yendo de la refregada. Poco tiempo antes de conocerlo, todo en su vida era felicidad. Apenas rebasaba los cincuenta, se veía maduro y guapetón. Su negocio funcionaba a las mil maravillas, tenía más de 25 años de un buen matrimonio y dos hijos; uno recién titulado y otra estudiando psicología. Era un hombre culto, trabajador, con buen gusto y muy carismático. A mitad de toda esa felicidad tuvo la suerte de conocer a una chavita. Una niña linda e inteligente, un poco más jovencita que su propia hija, que sencillamente le sorbió el seso. Fue uno de esos enamoramientos fulminantes. No pensaba en otra cosa que amarla y hacerse amar.

Con el tiempo, Don José logró ganarse el corazón de aquella niña, no fue difícil, él es un hombre guapo y rico, ella, una jovencita clase mediera, muy bonita, inteligente y con ganas de hacer carrera y mundo. Para evitarse pedos, Don José compró un departamento, lo amuebló maravillosamente y lo convirtió en un espléndido nidito de amor. Todas las tardes, sin excepción alguna, Don José y su pimpollo, se metían a aquel lugar, tiraban la ropa por donde cayera y se daban pasión hasta el cansancio. Ya cuando la luna llevaba medio camino recorrido, recogían sus ropas, se vestían y tomaban camino, él de vuelta a su rol de padre responsable y marido respetuoso, ella, a la casta casa de sus padres, a dormir en su camita de adolescente y con su máscara virginal.

Entre más la disfrutaba, más la amaba Don José. Decía que nunca nadie en su vida se lo había cogido con la ternura y la pasión con la que esa niña le prestaba sus nalguitas. Yo la conocí en fotografías, francamente si era una chulada. Tenía el cabello negro divino, una mirada muy coqueta, los senos grandes y unas nalguitas redonditas y firmes como duraznitos en temporada.

Con su mujer hacía años que a Don José se le habían acabado las pilas. La quería, era la mamá de sus hijos y compartían vida e historias, pero para él no había más futuro que el que cupiera en la cama de su amante. No esperaba, tampoco, que de pronto apareciera en su vida alguien que le diera motivos para sonreír y que le reviviera algo que él creía muerto bajo sus chones. Decidió divorciarse, pero no tuvo los huevitos para pedírselo a su mujer. Siempre había un pretexto para posponerlo. Un día, sin embargo, todo reventó. Fue descubierta la novia y la casa chica, el escándalo fue tremendo. Los hijos tomaron partido a favor de la madre y le hicieron la vida imposible a la grandísima puta que se había acostado con su padre. La chavita quería a Don José, pero no aguantó la joda que el escándalo le provocó. En casa de sus papás lo negó todo terminantemente y puso, de manera irreversible, punto final a aquella relación que, para Don José lo era todo. El pobre hombre, con la estabilidad hecha mierda, la familia aborreciéndolo y la novia con sentencia de no volver a verlo, se mudó al antiguo nidito, admitió todos los trámites del divorcio, aceptó que sus hijos no quisieran verlo ni se molestaran en llamarlo. El negocio comenzó a decaer y él se dio al chupe.

En ese tiempo lo conocí. Llamó un día a la agencia donde trabajaba, me enviaron a mí y nos vimos en un hotel. Platicamos más de lo que cogimos y al parecer nos caímos bien. Me siguió llamando a menudo, tanto que el día que me preguntó si podía atenderlo en su casa, me pareció una buena idea. Ese día conocí el nidito de amor y me contó la historia que acabo de narrar. Resulta que me llamaba tan seguido, porque su exnoviecita y yo nos parecemos mucho (para no variar). Más o menso misma edad, misma estatura, misma estructura corporal y una mirada similar. La neta es que, según las fotos que me mostró, si me parezco.

El caso es que, como lo contaba hace unos días, después de mucho tiempo, me llamó un domingo. Sigue viviendo en el mismo nidito y disfrutando de su soltería. Se reconcilió con sus hijos y su exesposa ya no lo odia. Nunca volvió a ver a la niña que le había robado el corazón y, aunque no quiera admitirlo, eso es algo que aun le duele. Dejó de tomar como cosaco y el negocio, con todo y la puta crisis, ha retomado su ritmo. Estaba contento de verme y con muchas ganas de coger. Me dijo que me había llamado porque vio mi blog. Antes de despedirnos me autorizó a contar su historia. La neta me dio mucho gusto verlo tan, pero tan bien.

18 comments

  • Gerardo

    fijate que es chistoso por que a un tio le paso algo por el estilo solo que este re cabron si hiso familia con la chava y bueno pasaron los años y este se vio mas chingon por decirlo de algun modo, este wey conservo a su casa normal y tambien la casa chica en una ya sabes tiene 3 hijos y en la otra para no variarla tiene dos y ahora vive yo creo que relativamente feliz se mudo con su nueva familia a cancun y pues bien jejeje oye en verdad que padre escribes es un deleite leerte, saludos..

  • SAMY

    HOLA LULU:

    SIGO TU BLOG Y ME PARECE MUY DIVERTIDO LO QUE ESCRIBES. Y SOBRE LA HISTORIA DE DON JOSE QUE BUENO QUE SE REPUSO PERO COMO DUELE VER LAS CICATRICES EN EL CORAZON. Y UNA PREGUNTA QUIEN ESCRIBE, FERNANDA O TU?

    BESOS.

    ATTE. SAMY

  • Anonymous

    Qizá ahora comprendas por qué te quiero ver en Toluca, no soy Don José, mi situación no ha llegado tan lejos (a penas voy por los 40), pero creo que tú si eres más o menso (ojo así dice en la entrada de tu blog) de la misma edad que mi amor secreto, misma estatura, misma estructura corporal, aunque no sé si una mirada similar.
    Ella y yo estamos concientes que algún día esto tiene que acabar…

  • Anonymous

    Áazúuuu con el Toluco… no cabe duda que hay una historia en cada avenida tipográfica de este blog… ¡vientos Lúl! funciona, funciona…

    Scaramouche…

    P.D. Ay Samy, cualquiera puede notar fácilmente que el estilo y las palabras son muy diferentes , se suplica no ma…

  • HermanHesse

    Sabes? se me hace interesantisimo conocer cual es tu punto de vista respecto a tus clientes…

    Y tambien tengo mil preguntas que me gustaria saber de este ambiente, por ejmeplo, me intriga saber a donde va a parar una escort cuando se retira? cuando determina que se retira? su vida vueleve a ser normal? no extraña el ambiente en donde es una diva? si valio la pena el dedicarle tantos años a esto o hubiera sido preferible dedicarselos a algo mas? no se… un dia que vengas a Leon prometo contratarte y pregunatarte mil cosas… jajaja

    Un saludo, y gracias por hacer el dia y la vida mas pasadera con tu blog!!

  • Maximus George

    Hola Lulú!!!

    Muy buena historia, supongo que tu chamba es como la de los taxistas (sin ofender, mi papá era uno), en las que conocen mil y un historias de sus clientes. Que bueno que al final todo termino relativamente bien para Don José, espero que las cosas todavía le mejoren y también a ti pequeña Lulú.

    Te mando un besote

  • Lilith

    Pues todo tiene un precio Lulú, y no tener el suficiente valor para terminar lo que ya no existe, darle su lugar a la chava que segun queria, y formar un nuevo hogar con ella, lo llevo a sufrir tanto.

    No tener huevos y ser un puto cobarde acarrea mas lagrimas a la larga que hacer las cosas con valentia. Su cobardia era mas grande que su amor desgraciadamente y pago el precio.

    Lulñu o Fer saludos y suerte

  • wonder

    Buena historia. Curiosamente, si a mi ex no se le hubiera botado la canica hace siete años, probablemente hubiera seguido casado y dentro de unos diez años hubiera sido como Don José.

    Por suerte, me encontré a mi actual esposa, quien es mi cómplice cuando me echo aventurillas.

    Un día de estos cuando visite el DF, ya sea solo o con mi esposa, te llamaremos, Lulú. O también con Fer, si es que coincidimos en alguna de sus épocas que esté “de regreso”.

    Felicidades por tu blog; me gusta mucho cómo escribes y tu visión personal de las historias.

  • Rul

    Uuuupss, y no has pensado en que se clave contigo? Muchas coincidencias entre la amada y tú, no? Y retomando en la tira cómica que publicó “el Ratón” en el foro de Divas: ustedes se convierten en un amor platónico para sus clientes y eventualmente algo inevitable. Si quiera está padre el depa?
    Gracias por tus posts, es bien chido leer tus historias con un buen café.

  • Anonymous

    Sí, sí, coincido con la banda… muy padres historias… pero: ¡no nos abandones! ¡queremos más!…
    (4 example: quiúbole con tu gira? cómo te trataron los de taro taro, querétaro…)

    Scaramouche

    (y más es más… de todo)

  • Anonymous

    Sí, sí, coincido con la banda… muy padres historias… pero: ¡no nos abandones! ¡queremos más!…
    (4 example: quiúbole con tu gira? cómo te trataron los de taro taro, querétaro…)

    Scaramouche

    (y más es más… de todo)

    • Kqxitps

      No hace falta formar un piartdo politico porque ya hay uno que incluye estos puntos en su programa electoral: UPyD. En un principio parece que intentaban reformar el sistema pero ahora no son diferentes de los demc3a1s piartdos. Estos cuatro puntos bc3a1sicos de discusic3b3n se centran en la polc3adtica y ya han sido recogidos por un piartdo que no ha logrado cambiar NADA. Es el camino a seguir? yo creo que no, ya que los que nos han jodido bien lo han hecho con el consentimiento de los polc3adticos, y no hay poder suficiente para pararlos dentro dle Parlamento por mucho que reformemos la leyes electorales o de contra-venta de ganado.Los bancos son la clave, ellos controlan la polc3adtica, y ya es un poco tarde para regular los rescates financieros de entidades privadas porque, abramos los ojos, YA SE HA HECHO! Busquemos otras opciones, asi no vamos a ningc3ban lado. Saludos y c3a1nimo!

  • Goldest

    Como siempre, es un placer leer tus anécdotas y experiencias.
    Tantas historias que se conocen como la que describes, que bajo diferentes escenarios y circunstancias existe una tercera persona en discordia; de esas historias que escuchas, que lees, incluso que vives.
    Es una línea muy delgada que existe entre la tentación y la fidelidad, lamentablemente no existe un manual que diga que hacer en casos de emergencia.
    Espero que tu cliente salga victorioso de sus contratiempos y siga disfrutándote al máximo, mas ahora que ya no tiene que vivir dos vidas.
    Cuídate mucho Lulú.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Comentarios